¿Sabías qué...

El Monumento al Zapatero y Aprendiz de Elda lo esculpió un eldense

Alejandro Pérez Verdú, en su niñez y pubertad, se dedicaba a las labores de pastor en la zona de Casas del Señor y La Romana, donde residían de forma provisional algunos de sus familiares.

                             

                                                Alejandro Pérez trabajando en su obra "El Zapatero y el Aprendiz"

Alejandro Pérez Verdú mostrando agradecimiento hacia la ciudad que le vio nacer, comenzó los trabajos sin demora.  Alejandro todo lo dejaba a su intuición y a su buen hacer y, midiendo a palmos y a dedos, señalaba con un lápiz dónde debía situar cada cosa y, a partir de ahí, con martillo y escoplos inició su obra, vaciando donde tenía que vaciar y con una enorme decisión. Si este hombre hubiese tenido oportunidades en su juventud para estudiar y completar su formación, no cabe la menor duda de que habría sido un escultor consagrado. En Menorca, su lugar de residencia,dejó muchas de sus obras: una fuente en el centro de una plaza en Alaior, también la pila bautismal de la iglesia de Fornell, el almirante Ferragut frente a los jardines del hotel de Ciudadela que lleva su nombre, y en algunos cementerios, entre ellos los de Mahón y Ciudadela donde Alejandro esculpió panteones. (Leer más en https://valledeelda.com/blogs/calzado/6214-el-monumento-al-zapatero-la-generosidad-un-artista-eldense-primera-parte.html)

#s3gt_translate_tooltip_mini { display: none !important; }#s3gt_translate_tooltip_mini { display: none !important; }